Páginas vistas en total

lunes, 28 de julio de 2014

un nuevo adjetivo que se incorpora a la era masista: "narcochuteros" los delincuentes especialistas en negociar el contrabando con los narcos, les consiguen toda la documentación por 250 dólares, notarios, abogados, policías y jueces los ponen a funcionar en Quillacollo "el paraíso de los chutos". crónica de La Prensa de LP:

La frontera con Chile es el punto elegido para el intercambio de drogas con  chutosLos “narcochuteros”, internan diez  por noche para los productores de cocaína.

CAMBIAN AUTOS CHUTOS POR DOS KILOS DE DROGA

UN  DE DOCUMENTOS ES VENDIDO ENTRE 150 Y 200 DÓLARES.
imageLA PRENSA, La Paz
Los “narcochuteros”, internan diez vehículos por noche para los productores.
Para los clanes productores de droga conseguir un  último  no es complicado y menos exhibirlo ante su comunidad donde la mercancía blanca, vale su peso.

De acuerdo con un  de inteligencia desarrollado por el personal del Control Operativo Aduanero (COA), los “narcochuteros” son los que dominan la compra y venta de drogas y el mercado de vehículos ilegales que se hallan asentados en Challapata, Uyuni, Uncía y ahora en La Asunta e Irupana, ubicados en los departamentos de Oruro, Potosí y La Paz.
Un investigador señaló que la frontera con Chile es el punto elegido para el intercambio de drogas con autos chutos.
En esta región, bañada por extensas planicies de arenales, los ya conocidos como “narcochuteros” han construido madrigueras para dormir de día y emerger por las noches para el traslado de drogas y autos chutos.
El informe del COA, contrastado con efectivos de inteligencia de la fuerza antidroga, refiere que los narcoclanes o narcomunarios, sólo se dedican a la producción y trasladado del alcaloide hasta las poblaciones fronterizas con Chile.
Muchas de estas localidades están deshabitadas y es ahí donde los grupos  de narchuteros —dos de los cuales ya fueron identificados—, acopian la droga para después intercambiarla con sus similares chilenos por autos chutos, alguno de ellos robados.
El jefe policial dijo que estas personas “prefieren pagar en especies, vehículos, y no con dinero en efectivo. Con este método “lavan” el dinero del narcotráfico con la venta de estos autos chutos, en el lado boliviano.
Un segundo oficial de policia refirió a La Prensa que sólo en el municipio de Uncía, en Potosí, hay siete vehículos por cada diez familias, los que circulan sin ningún tipo de control y con aval social. “Muchas veces acusan a los policías de encubrir a los chuteros, pero en realidad, estos cuentan con el aval de sus dirigentes, quienes además los protegen cuando los interviene la policia”.
Múltiples rutas. El coronel Edward Barrientos, comandante departamental de Policía de La Paz, no admitió ni negó esta actividad. Manifestó que los chuteros tienen varias rutas de ingreso en La Paz y “por estrategia no vamos a develarlas, ya que guerra anunciada no mata”.
El coronel Barrientos afirmó que el COA, en coordinación con la Aduana Nacional ya tiene identificado estos puntos de ingreso y que sólo esperan una orden para que un contigente de efectivos sea trasladado y opere. Hasta el pasado viernes, se anunció el secuestro de más de medio millar de autos indocumentados .
Si bien el comandante no quiso revelar las rutas de ingreso de chutos, un comunario en Yolosa explicó que estos autos son ingresados por el sector sur de La Paz que conecta con La Asunta, en los Yungas; y por Apolo y Conzata, que conecta con Mapiri y Caranavi, en la misma región, puntos donde se halla el mayor número de vehículos ilegales.
dos kilos. Se conoció que los narcochuteros internan al menos 10 vehículos por noche por las rutas que hay entre las poblaciones fronterizas de Chile y Bolivia, lo que equivales a 20 y hasta 40 kilos de pasta base y clorhidrato de cocaína.
El informe señala que por cada dos kilos de pasta base el narcochutero recibe un vehículo Toyota modelo Caldina o Noha y por cada dos kilos de clorhidrato, droga refinada, les entregan una vagoneta Mitsubishi u otro vehículo modelo 2010 0 2013.
“Mucho hace la calidad de droga que intercambian con las organizaciones que hay en Chile, quienes se encargan de poner los vehículos chutos o robados en frontera y que después son trasladados al mercado de Bolivia.
Legalidad. Para los narcochuteros obtener un juego de estos documentos, la póliza, el SOAT y registro de placas, cuesta entre 150 y 250 dólares, según la calidad del material falsificado.
Empero, un vendedor de vehículos de la feria 16 de Julio, donde efectivos de la Dirección de Investigación y Prevención de robo de Vehículo (Diprove) intervinieron recientemente, Quillacollo aún es “el paraíso de la legalización de autos chutos”. El comerciante explicó que de La Paz se llevan entre cinco y diez coches legales, a Cochabamba, para clonar las placas y números de identificación del  RUAT.
Este proceso, según el vendedor consultado, no es reciente y que existen incluso notarios de ciudades intermedias y provinciales involucrados en la legalización y registro municipal de los chutos.
El 90 por ciento de chutos ingresa al país por Chile. Informó que el 90% de los vehículos chutos que ingresan al país por contrabando provienen de Chile, por lo que se realizan operativos de control de placas clonadas.  La presidenta de la ANB Marlene Ardaya, señaló que se iniciarán los allanamientos de garajes donde se encuentran los vehículos indocumentados. Lamentó que no exista un apoyo de parte de la Aduana de Chile para el control de los bienes que ingresan al país.
“Es un 90%, así con certeza 90%, tanto es así que la Aduana Nacional ha generado unos grupos especializados en la valoración de lo que viene la mercancía de Chile porque hay subvaluación”, dijo la autoridad en una entrevista en la Radio Patria Nueva.
33.000 autos chutos fueron identificados por la Aduana Nacional de Bolivia (ANB) y la Agencia Nacional de Hidrocarburos (ANH) .


jueves, 24 de julio de 2014

Mario Centellas hace méritos, como director de la Fuerza Especial (FELCN) da cifras fabulosas de su trabajo, que detuvieron 1.911 personas, aunque los ciudadanos nunca supimos sus nombres, aviones, barcos, vehículos de toda clase de bienes, millones de dólares...si es cierto, si las cifras no fallan, Centellas debería se Comandante General

El director de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Narcotráfico (FELCN), coronel Mario Centellas, informó que este año se secuestraron 14 avionetas, 390 vehículos y 79 inmuebles involucrados con tráfico de droga.
El Coronel brindó hoy un informe sobre los resultados de la lucha contra el narcotráfico desde el 1 de enero hasta el 22 de julio. En este periodo, los uniformados realizaron 7.424 operativos, con un promedio de 40 al día.

En el caso específico del tráfico por vía aérea, el viceministro de Defensa Social y Sustancias Controladas, Felipe Cáceres, subrayó que la mitad de lo incautado llega a territorio nacional desde Perú. “Bolivia sigue siendo un país de tránsito”, afirmó.
    
Centellas añadió que la FELCN incautó 15 toneladas y 227 kilos de cocaína, de las cuales el 82 por ciento consiste en pasta base y el resto es clorhidrato.
Asimismo, se secuestraron 66 toneladas y 475 kilos de marihuana, 400 toneladas de químicos sólidos y 95 metros cúbicos de precursores líquidos.
La fuerza antidroga desbarató, en más de seis meses, 3.335 fábricas de cocaína y 41 laboratorios de cristalización.
Aprehendidos

En los operativos, se aprehendieron a 1.931 personas, de las cuales 1.810 son de nacionalidad boliviana. También se hallaron más de 1.870.000 dólares en efectivo, según el Coronel.
Erradicación
Cáceres destacó que este año ya se erradicaron más de 5.300 hectáreas de coca excedentaria, 3.800 en el trópico de Cochabamba y más de 1.500 en Los Yungas. 
“Tenemos la meta de erradicar mas de 11mil hectáreas”, agregó.